Auténtica carne de buey, ya casi extinguida

Valles del Esla, en muy poco tiempo, ha conseguido crear un producto cárnico de la más alta calidad garantizada. Desde su nacimiento, uno de sus objetivos principales ha sido la recuperación de la crianza en extensivo del buey tradicional. Este objetivo es hoy una realidad, siendo Valles del Esla una de las pocas referencias de estas características que podemos encontrar en el mercado.

Aunque en los restaurantes viene siendo habitual encontrar entre sus carnes la de buey, lo cierto es que raramente se trata de verdadero buey. Legalmente, se llama buey al macho castrado que tiene más de 48 meses. Esta castración provoca cambios hormonales que confieren a la carne unas características netamente diferenciales.


Valles del Esla | marzo 2, 2019

Los comentarios están cerrados.